Remedios caseros y naturales para el cabello o pelo quemado

Que el pelo se queme por diversas situaciones, como con el uso de productos químicos, las tinturas a repetición, las decoloraciones y la falta de hidratación, además de la exposición solar constante es frecuente. Por eso hoy vengo a contarte 3 remedios caseros y naturales que podes emplear y usar desde la comodidad de tu casa para decirle adiós a este problema del cabello o pelo quemado.

Remedios caseros y naturales para el cabello o pelo quemado

Remedio de aceite de oliva y aloe vera para el cabello quemado: la sábila cuenta con propiedades específicas que actúan como antiinflamatorias bastante efectivas. Esto sumado al agregado de aceite de oliva aporta una mayor suavidad al cabello y actúa como una capa protectora frente a los daños que puede ocasionar el ambiente y los agentes irritantes externos. La preparación y los ingredientes que vamos a necesitar para este remedio son: una hoja de sábila o aloe vera, a la que vamos a extraerle el gel que contiene en su interior y dos cucharadas de aceite de oliva. Es decir colocamos 5 cucharadas de la pulpa de la sábila en un recipiente y dos cucharadas de aceite de oliva. Mezclamos ambos ingredientes y aplicamos sobre el pelo húmedo de raíz a puntas. Dejamos actuar por al menos unos 20 minutos y después lavamos el pelo con shampo neutro y acondicionador natural.

pelo quemado

Remedio de miel y huevo: la preparación de este remedio para el pelo quemado se realiza mezclando un huevo batido con dos cucharadas de miel. Se aplica por el pelo quemado y colocamos un gorro plástico. Dejamos actuar por unos 30 minutos y enjuagamos con agua dejando que se seque al natural. Esta mezcla aporta beneficios para sanar el pelo quemado. La miel se utiliza como acondicionador por su acción nutritiva y el huevo, por su parte aporta mucha vitamina D, dando así un cabello con mayor fortalecimiento y evitando de este modo su caída.

Remedio de aceite de coco y palta: los ingredientes que tiene este remedio para el pelo quemado son aguacate o palta, media unidad, pisada y dos a tres cucharadas de aceite de coco. Mezclamos bien ambos ingredientes hasta que se encuentren bien integrados ambos y lo aplicamos sobre el cabello húmedo de raíz a puntas. Lo dejamos actuar por unos 20 minutos más o menos y luego lo retiramos con agua tibia. Lavamos como siempre el cabello y listo.

Cada uno de estos remedios caseros y naturales para el pelo quemado pueden aplicarse y repetirse dos a 3 veces por semana hasta lograr que el cabello restablezca su estructura, fortaleza, luminosidad y demás atributos propios del cabello, que se han perdido al estar el pelo quemado.

pelo quemado

Espero te sean de utilidad estos remedios caseros y naturales para el pelo quemado y que puedas ponerlos en práctica si lo que te esta sucediendo es la falta y ausencia de un cabello sano, nutrido, suave y luminoso, además de quemado por los factores que sean o los antes mencionados en este artículo en específico en el que los tratamos.