Bulimia, un trastorno de alimentación frecuente

La bulimia la podemos definir como un trastorno de alimentación caracterizado por episodios recurrentes y frecuentes de atracones, donde hay cantidades inusuales de comida que son ingeridas en un corto periodo de tiempo, y que además se compone de un sentimiento de que se carece de control sobre el acto de comer. Los atracones son seguidos de actos purgativos o purgas, es decir vómitos inducidos y el abuso de laxantes y diuréticos.

Es importante tener en cuenta que una persona que padece de este tipo de trastorno de la alimentación, es decir de bulimia, en poco tiempo puede consumir un exceso inimaginable de calorías. Puede consumir como 3400 calorías en  un poco más de una hora y tanto como 20000 calorías en el trascurso de 8 horas, para luego hacer reducciones calóricas muy por debajo de sus requerimientos y necesidades diarias.

Las causas y desencadenantes de este tipo de afecciones alimentarias tiene un factor importante que involucra una imagen negativa del cuerpo, acompañado de baja autoestima, y que se presenta en todos las personas con bulimia. Algunos de los desencadenantes de este cuadro son:

  • Transiciones estresantes o cambios de vida
  • Historia de abuso o trauma
  • Autoestima baja
  • Presencia de un entorno que se concentra en la apariencia como profesión, amistades, entre otros.
  • Sobrevaloración de la imagen corporal
  • Influencia de los medios de comunicación de manera negativa, haciendo pensar que solo se es exitoso, si uno es bello y flaco.

bulimia

Se debe estar alerta, en caso de ser padre, hermano, amigo o profesional en caso de que la persona presente las siguientes características:

  • Desaparición de grandes cantidades de comida del hogar
  • Comer a escondidas
  • Falta de control cuando se come
  • Alternancia entre periodos de comer excesivamente y ayunos extremos, bajos en calorías e insuficientes.
  • Uso frecuente del baño posterior a las comidas
  • Olor a vomito.

El diagnostico de los trastornos de alimentación se arriba de la mano de un profesional de la salud instruido en la temática, quien tras la o las consultas podrá identificar el cuadro establecido, además de que en ocasiones son los familiares los que se alertan de la patología en cuestión y a partir de aquí se realiza la primera consulta con el médico. El tratamiento, por su parte, una vez establecido el diagnostico consiste en la interrupción del ciclo de atracones-purgaciones, la identificación y modificación de creencias inadecuadas sobre el peso, el cuerpo, la dieta y la resolución de los problemas emocionales que subyacen al cuadro y que de no ser resueltos probablemente el trastorno de la alimentación se perpetúe en el tiempo. Por lo tanto es importante el tratamiento y abordaje combinado del psiquiatra, nutricionista y del psicólogo, de manera interdisciplinaria, a fin de lograr éxito en el abordaje, el trascurso del tratamiento y la meta u objetivo que es volver al estado de salud.

bulimia

Espero que te haya sido de utilidad esta información acerca de este trastorno de la alimentación, la bulimia, y que en caso de que te esté sucediendo o conozcas alguien al que le sucede puedas ir o acompañar a la consulta médica, que es el primer paso para lograr la resolución del cuadro

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*